Desidia y aburrimiento

No soy un escritor profesional (tal vez ni amateur), sé que debo escribir más concisamente para que no les dé flojera leer todo, pero también quise tener un espacio para expresarme y bueno, aquí estamos ¿no?

La zona de confort, un concepto no tan nuevo que no puedo llegar a definir en su totalidad.
Sé que quiero escapar de ella. Sé que quiero dejar de estar ahí; mi mayor problema, y posiblemente sea el mismo de mucha gente, es que no sé cómo.

Empezamos éste blog que ahora lees con el propósito de hacer algo nuevo, de aventurar nuestras andanzas hacia algo más o menos desconocido. Hacer que nuestra mente trabaje mientras superamos uno que otro reto personal para intentar que eso signifique adentrarnos en algo más emocionante que nuestra vida diaria… y así salir de esa “Comfort Zone“.

Pero es difícil. En mi caso particular existe cierta desidia que nunca he querido reconocer conscientemente, pero que sé que está ahí atormentándome. Incitándome a no hacer nada de mi vida y al mismo tiempo juzgándome por hacerle caso.

El más claro ejemplo ha sido aquí mismo, en este blog. Ésto que lees es la primera entrada de blog que escribo en varios meses, cuando se supone que debía completar una serie de posts donde describo mi experiencia al entrenar para mi primer maratón (que por cierto ya corrí exitosamente). Todo iba bien hasta que me lastimé, tuve que dejar de correr por 1 mes y cuando retomé los entrenamientos simplemente me dio flojera escribir sobre ellos.
Pensaba: “bueno, ya estoy entrenando, ya estoy haciendo algo, no necesito realmente describirles todo… se van a aburrir”.  Y de ahí derivó en que ya no escribiera nada.

Yo aún tengo un trabajo de oficina en el que no estoy a gusto. No tengo mucho tiempo aquí, pero entré porque me ofrecieron una buena oportunidad gracias a mis conocimientos y la manera en que los utilizo. Me da un buen ingreso financiero y pues básicamente estoy aquí por eso.
Pero estoy a punto de embarcarme en una aventura que requerirá que renuncie a éste empleo y me lance al vacío en otro lugar y empezar literalmente desde cero.

No me da miedo hacer algo así pues ya lo he experimentado, pero aún me siento inseguro. Siento que he desperdiciado mi vida haciendo cosas que me gustan al principio pero que terminan por aburrirme. Será que no sé que quiero en la crisis de la mediana edad. Será que necesité (o necesito aún) de un guía en mi vida. Siempre he buscado cierto personaje paternal (que nunca tuve) que me lleve de la mano, y luego me inunda un sentimiento de inmadurez que no he podido superar. Mi cuerpo cambia y envejece, pero mi mente aún piensa en pedir apoyo de algún modo. Como si fuera incapaz de hacer cosas por mí mismo, a pesar de lo poco o mucho que he logrado en 35 años de existencia.

Odio el sentimiento de pereza, aborrezco sentir que podría estar haciendo más y no hacerlo. A veces me siento triste, a veces enojado y a veces simplemente no quiero seguir en este plano existencial. Nunca me he drogado pero supongo que salir de ese sentimiento es lo que buscan quienes lo hacen. Tal vez me hiciera falta experimentar con otras percepciones sensoriales, tal vez así encontraría un sentido a la vida, al menos a la mía.

A veces siento que soy capaz de hacer cualquier cosa (y lo soy) pero luego la desidia y el aburrimiento me atacan y no sé cómo me he dejado influenciar por ellos. ¿Falta de autocontrol? No lo sé, no quiero ser como cualquier depresivo que le echa la culpa a sus altibajos químico-genéticos.

La verdad es que espero que éste blog personal sea actualizado más frecuentemente y con temas menos escabrosos. ¿Me importa si alguien lee esto? Posiblemente no, porque en algún punto de mi ser sé que todos pasamos por estas fases raras de la humanidad. Y quizá se sientan identificados con lo que escribo, o… no. Y ya, ahí acaba la interacción y no vuelven a pasar por aquí. Pero si lo leen, y les interesa, podríamos ir descubriendo juntos herramientas para pelear y destruir la desidia y el aburrimiento en nuestras vidas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

18 − four =