Día 6

Y sumamos un día más. Físicamente me siento mejor, mentalmente… aún queda mucho por hacer.
Inicié a un excelente ritmo el primer kilómetro, el resto de la carrera fue fluida y sin problema, excepto el último kilómetro. El estómago comenzó a dolerme y me dieron nauseas, perdí el ritmo de la respiración y eso causó que me llenara de aire el estómago y me diera dolor de caballo.
Terminando de correr creía que terminaría con la cabeza metida en un bote de basura vomitando y que me reventaría el estómago ya que se inflamó demasiado. Respirando conscientemente y sin dejar de caminar disminuyeron los síntomas y me sentí mucho mejor.
Creo que este malestar fue consecuencia de mi mala digestión y que comí papas fritas. A pesar de que ya habían pasado más de 2 horas de mi última comida me sentía como si no hubieran pasado ni 5 minutos. Siempre he tenido una mala digestión y creo que sería una muy buena idea y sobre todo reto, cambiar mis hábitos alimenticios para ayudar a mi cuerpo.
Tengo mucho trabajo por hacer, voy a la mitad de la segunda semana de pre-entrenamiento, queda mucho por recorrer y muchas experiencias y cambios por vivir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

2 × 2 =